Apoyo federal: fines de semana largos

José Antonio López Sosa

El turismo no ha sido prioridad para este y, prácticamente para ningún gobierno en las últimas administraciones, aunque en el discurso digan lo contrario y se auto elogien en los discursos durante cada Tianguis Turístico, que más bien parecieran los XV años del gobernador en turno, para la administración federal se trata de una actividad que existe casi en automático y no requiere la seriedad para atenderla, por eso el programa de reapertura fue presentado en la conferencia de la tarde y no de la mañana, por eso se dio a conocer sin estar aún listo para compartirlo con la ciudadanía.

 

Lamentablemente, los reflectores siguieron a los fines de semana largos, que dicho sea de paso, nunca se cancelaron oficialmente, tan sólo fue una propuesta del presidente hace meses que se dio por hecho.

 

El secretario de turismo dijo que permanecía escuchando a los actores del sector privado e insistiendo en que pudiese haber otro tipo de apoyos, evidentemente el freno es el presidente López Obrador, no hace falta un análisis coyuntural para comprenderlo.

 

Se filtró en el gremio periodístico un borrador de estos lineamientos que se anunciaron, en él faltaban distintos rubros como el de los parques temáticos (página 94), donde solo dice que Grupo Xcaret se comprometió a entregar sus lineamientos el 18 de mayo, así faltan otros rubros importantes, la pregunta es, ¿para qué anunciarlo si aún no está disponible de forma pública?.

 

Por otro lado, lo interesante además de los lineamientos, será conocer qué se acordó con los grupos aeroportuarios, aerolíneas, empresas de transporte terrestre, terminales de autobuses, cadenas hoteleras, cámaras restauranteras, a efecto de cómo se aplicarán y si hay posibilidades plenas de aplicar las medidas que están dictando.

 

Hasta ahora todas las medidas han carecido de coerción, me parece que en el rubro turístico, se necesita de una homologación de normatividad sanitaria para evitar darle lugar a alguna mala práctica que comprometa la imagen de México como destino turístico ante el mercado local y ante el mundo.

 

Hasta hoy, seguimos en el sector turístico sin un apoyo claro del gobierno federal y, sin claridad en los lineamientos para el desconfinamiento.